La Forma Ridículamente Simple Para Saber Si Algo Es Capacitista

¿Qué significa “capacitismo”?, tú podrías preguntar. El capacitismo es la discriminación en contra de las personas en situación de discapacidad.

Eso parece muy simple ¿verdad? Y tu primer instinto podría ser decir: “¡Bueno, por supuesto que no discrimino a las personas en situación de discapacidad!” Pero el hecho es que tú podrías hacerlo sin siquiera darte cuenta.

Mira, no todo el capacitismo es fácil de detectar, y muchas personas se encuentran justificándolo.

Ten en cuenta que esto no es necesariamente culpa tuya. Todos hemos crecido con las formas obvias y no tan obvias de capacitismo en nuestras caras, al igual que nuestros padres, abuelos y otros ancestros lejanos.

Sin embargo, tenemos la capacidad de reconocer y llamar la atención sobre el capacitismo cuando ocurre para ayudar a crear una sociedad más inclusiva para las personas en situación de discapacidad.

Capacitismo Obvio

Hay algunas formas de capacitismo que son completamente obvias para todos.

Si eres cruel con las personas en situación de discapacidad, utilizas la palabra “retrasado/a” o crees que las personas en situación de discapacidad deberían tener menos derechos que las personas sin discapacidad.

Aquí está el problema. La mayoría de las personas puede reconocer el capacitismo obvia de la sociedad, pero como sociedad tratamos de justificarlo.

Por ejemplo:

  • Yo crecí escuchando esa palabra, entonces solamente la digo por hábito“.
  • Por supuesto que se les debería pagar menos dinero, trabajan menos duro“.
  • Los padres deberían tomar esa decisión por él/ella, porque tiene la edad mental de un/a niño/a de 2 años“. (a pesar de que él/ella tiene 22 años)

Todos esos son ejemplos de justificación del capacitismo obvio.

Capacitismo No Tan Obvio

También hay algunos ejemplos no tan obvios del capacitismo que podrían ser más difíciles de detectar. Estos podrían denominarse “micro-agresiones”.

Estos podrían ser tan simples como juzgar a una persona que “no parece discapacitada” que usa un espacio de estacionamiento para personas en situación de discapacidad o decirle a tu hijo/a que no se haga amigo/a de su compañero/a de curso en el Espectro Autista porque es un/a “niño/a raro/a”.

También hay ejemplos de cómo la sociedad en su conjunto favorece a las personas sin discapacidad y discrimina a las personas en situación de discapacidad, como tener edificios físicamente o sensorialmente inaccesibles o reglas sociales indescifrables.

Puede ser mucho más difícil señalar estas micro-agresiones, pero afortunadamente, existe una forma ridículamente simple de saber si algo es o no es capacitista.

Reemplázalo Con Una Raza y/o Género

Tal como dice el título de este artículo, esto es ridículamente simple.

Por ejemplo, si hubieran toneladas de edificios alrededor de la ciudad que hicieran imposible la entrada a las personas negras, eso es definitivamente racista. Entonces, reemplaza “personas negras” con “personas en situación de discapacidad”. ¡Eso es capacitista!

Otro ejemplo. ¿Qué pasaría si una empresa dice que no pueden contratar mujeres porque no trabajan tan duro? Las feministas estarían en pie de guerra contra esa empresa machista. Entonces reemplaza “mujeres” con “personas en situación de discapacidad”. ¡Eso es capacitista!

¿Eso Sería Aceptable Para Una Persona Sin Discapacidad?

En caso de que tú creas que los ejemplos anteriores no tienen sentido, aquí hay otra forma aún más ridículamente simple para detectar el capacitismo.

Si algo no fuera aceptable para una persona sin discapacidad, definitivamente no es aceptable para una persona en situación de discapacidad.

En una controversia con un popular blog sobre discapacidad llamado The Mighty, muchos de los padres dijeron que podían escribir lo que quisieran sobre sus hijos en situación de discapacidad porque sus hijos nunca sabrían leer.

¡Eso es extremadamente capacitista!

Si no le harías (o dirías) algo a un niño/a sin discapacidad, no se lo hagas (o digas) a un/a niño/a en situación de discapacidad.

Honestamente, es así de simple. De hecho, es tan simple que a menudo lo damos por sentado en nuestras vidas cotidianas. Y por eso este artículo ha sido publicado en este blog.

Fuente: George, K. (2016). The Ridiculously Simple Way to Know if Something is Ableist. Autistic Mama. Recuperado de (https://autisticmama.com/know-something-ableist/). Traducido Por Maximiliano Bravo.

3 comentarios sobre “La Forma Ridículamente Simple Para Saber Si Algo Es Capacitista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s