Miedo, Ansiedad Y “Conductas” Autistas

A lo largo de la historia del Espectro Autista, muchos se han esforzado por cambiar el comportamiento de las personas que viven la condición. Muchas personas en el Espectro Autista argumentan que no se ha hecho suficiente esfuerzo para comprender y trabajar con las personas que viven la condición que están empleando las conductas que las personas neurotípicas desean extinguir.

Las personas en el Espectro Autista viven con un alto grado de miedo y/o ansiedad. Sus sistemas sensoriales a menudo les entregan información demasiado grande, demasiado pequeña o distorsionada. La forma en que su neurología procesa la información sensorial a menudo se retrasa y/o se llena de reverberación. Muchos personas que viven la condición tienen un estilo de pensamiento que es literal, concreto y visual. Para complicar la vida cotidiana, ninguna de estas cosas es estable. Ellas no pueden predecir las experiencia de los impactos sensoriales del mundo a su alrededor junto con su capacidad para asimilar y procesar información de las personas en ese mundo.

Esta es la plataforma que apoya la comunicación. Para las personas neurotípicas, eso funciona con bastante fluidez. De hecho, ni siquiera piensan conscientemente en estas cosas. Para las personas en el Espectro Autista es bastante diferente. Debido a no tener una forma de predecir si, cuándo o cómo sus cuerpos nos servirán (¡o no!), Es bastante común que las personas que viven la condición tengan algún nivel de miedo y/o ansiedad continuos.

Imagina que tu televisión está encendido todo el día y tanto el canal como el volumen son completamente aleatorios y no están bajo tu control. El volumen puede ser nulo o tan alto que resulta doloroso. No sabes cuándo cambiará. La televisión está contigo dondequiera que vayas. Cuando está trabajando, se espera que lo relegues a un ruido de fondo sin importancia, incluso si es tan fuerte que puede resultar doloroso. Nunca se sabe si estarás interesado/a en el programa de televisión que se está reproduciendo y, si estás interesado/a, es probable que el canal de televisión cambie antes de que termine el programa. Cuando se supone que no debes prestar atención a esta televisión, como cuando estás en el colegio o en el trabajo, no puedes apagarlo.

A estas alturas, es posible que se sienta un poco ansioso/a. Si esta experiencia impredecible ocurriera todos los días, es posible que sientas miedo. Con el tiempo, tu incapacidad para controlar la agresión sensorial del entorno a tu alrededor puede volverse deprimente. Sería comprensible que experimentes ansiedad, miedo o depresión en respuesta a esta televisión impredecible. Ahora imagine esta experiencia en todos sus sistemas sensoriales, no solo auditivo y no con un solo agente auditivo: la televisión. Esta es a menudo la experiencia que viven las personas en el Espectro Autista, pero no siempre, porque es imposible de predecir.

Ahora que has leído la analogía antes mencionada, puede que te resulte fácil imaginar que podrías desarrollar algunas formas de afrontar esta experiencia televisiva diaria constante, pero impredecible. Por ejemplo, podrías intentar esconderte de la televisión. O bien, podrías desarrollar un zumbido para ahogar el sonido de la televisión. También podrías sentirte tan frustrado/a hasta el punto de gritar, arrojar algo o intentar golpear a una persona que trata repetidamente de razonar contigo. Tu conducta ciertamente molestaría a las personas te rodean. Después de todo, ellos no están experimentando la televisión como tú. Para ellos es solo ruido de fondo. Realmente, ni siquiera conocen esta televisión la mayor parte del tiempo. Debido a que tu experiencia con esta televisión es tan diferente a la suya, no tienen idea de que tus conductas son las mejores soluciones que has encontrado para hacer frente al problema de esta televisión. En cambio, quieren extinguir tus conductas para que pueda integrarte mejor con tus compañeros en el colegio o tus colegas en la oficina (si tuviste suerte de conseguir un trabajo).

Los conductas autistas son soluciones a los problemas que experimentamos. Es posible que tales conductas no encajen bien en un salón de clases, en el hogar, en la oficina comunidad o nuestra comunidad en general, pero son una solución. Aun así, no funciona bien para las personas en el Espectro Autista cuando eliminan sus soluciones, incluso si existe una racionalización por qué podría ser bueno extinguir una conducta específica. De hecho, si eliminan nuestra única solución a un problema específico, encontraremos otra solución. Tenemos que hacerlo porque el problema sigue ahí.

En lugar de tratar de extinguir las conductas auristas, aquí hay algunas ideas útiles que beneficiarían a todos:

I) Darles crédito por resolver un problema: Por ejemplo, un/a alumno/a o empleado/a en el Espectro Autista podría tararear o murmurar un guión en voz alta con tanta frecuencia que distrae a los demás. Cuando tú le preguntas a él/ella si sabía por qué su profesor/a o empleador/a quiere que vaya a su oficina para tener una conversación muy seria, él/ella dice: “Yo molesto a los demás. Quieren que me detenga”. Tu podrías decirle a él/ella que piensas que es muy inteligente. También que él/ella descubrió las cosas por sí mismo/a. Tarareaba y escribía un guión por una buena razón. De lo contrario, no lo haría.

II) Trabajen juntos para ampliar su repertorio de soluciones: Por ejemplo, podrían dibujar los dos juntos la situación donde él/ella está tarareando y otros tres compañeros de curso/trabajo con burbujas de diálogo. La burbuja de diálogo de uno de ellos dice lo siguiente: “No me dejas concentrarme. Ojalá dejaras de tararear”.

Él/ella quería amigos, así que tú le das la información de que cuando hace ruido sus compañeros de curso/trabajo se sienten frustrados o molestos porque no pueden concentrarse. Esto hace que para él/ella tenga más dificultades para tener amigos.

Después podrían hacer una lista llamada “Posibilidades de reemplazo de tarareo”. Tú le dices a él/ella que era inteligente para aprender a tararear, así sabía que podía resolver otras cosas y que tú harías lo posible para agregar ideas. Las ideas que surjan después de la tormenta de ideas luego serán puestas a prueba; en realidad, dale la opción a él/ella de calificarlas en una escala del 1 al 5 de nada útil (1) a más útil que tararear (5). Después de cuatro semanas, él/ella habrá descubierto varias estrategias útiles para usar. La función del tarareo era bloquear los ruidos ambientales (principalmente el sonido de las luces fluorescentes y el horno en funcionamiento), y eso fue descubierto tras buscar las soluciones que funcionaron mejor para él/ella: apagar las luces, usar auriculares con cancelación de ruido, escuchar música relajantes en su iTunes a través de audífonos.

III) Celebrar el éxito, destacando la autodeterminación: La mayoría de las veces, el éxito llega después de un arduo trabajo. No es fácil ampliar los repertorios de soluciones de comportamiento. Cuando se logra un progreso, es importante reconocerlo y celebrarlo, destacando la autodeterminación. Saber que podemos decidir y resolver las cosas de una forma que nos ayude a conseguir lo que queremos y nos brinde opciones para vivir más cómodamente es algo poderoso. La autodeterminación es una habilidad muy importante para todas las personas, estén o no estén en el Espectro Autista. Sin embargo, las personas que viven la condición a menudo necesitan aún más apoyos para aprender, pensar y emplear intencionalmente tal habilidad.

Todos necesitamos contar con buenas personas a lo largo de nuestras vidas que trabajen con nosotros, no por nosotros. Estas son las personas y las circunstancias que cambiarán nuestras vida para mejor. En vez de tratar de extinguir las conductas autistas, trata de ser una influencia positiva para ellas, ayúdalas a llegar a donde quieren ir en la vida. Y cuando eso sucede en tu vida o en las vidas de las personas en el Espectro Autista a tu alrededor, celebren juntos, sabiendo que el futuro tiene más posibilidades porque una vez más hemos experimentado nuestro potencial para resolverlo.

Fuente: Endow, J. (s.f.). Fear, Anxiety and Autistic “Behavior”. Ollibean. Recuperado de (https://ollibean.com/fear-anxiety-and-autistic-behavior/). Traducido Por Maximiliano Bravo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s