10 Cosas que se les Deben Pedir a los Profesionales que Trabajan con Niños En Situación De Discapacidad Cognitiva

Todo terapeuta debe saber que para los padres puede resultar desalentador enterarse de que su hijo/a ha sido diagnosticado con una discapacidad cognitiva, pero asegurarse de que las necesidades de su hijo/a sean satisfechas adecuadamente por el mundo exterior puede ser aún más estresante.

La buena noticia es que ahora sabemos más que nunca por qué es esencial nutrir las fortalezas y las relaciones como base para ayudar a los niños con los desafíos propios de su condición. La mala noticia es que este nuevo conocimiento no siempre se traduce en un tratamiento realmente beneficioso para su hijo/a.

Como padres, pueden tener un impacto significativo en cómo los profesores y otras personas perciben a su hijo/a, los mensajes tacitos que ofrecen estos adultos y el apoyo emocional que brindan. Estos diez consejos son un comienzo. Por supuesto, cada niño y familia es diferente, y usted debe adaptar la lista a sus creencias de crianza particulares y al perfil único de su hijo/a.

Todos los padres de niños en situación de discapacidad cognitivas solicitan respetuosamente que los miembros del equipo de apoyo terapeútico sigan estos principios:

I) Que entiendan que las discapacidades cognitivas no definen a nuestro hijo/a. Ningún padre quiere que su hijo/a experimente mensajes tácitos ​​de que él/ella es un diagnóstico que necesita reparación.

II) Presuman las competencias de nuestro hijo/a, y comprendan que les llevará un tiempo que él/ella les muestre todo lo que sabe. Tengan paciencia y supongan que él/ella comprende todo lo que dice.

III) No confundan la incapacidad de nuestro hijo/a para hablar o usar el lenguaje apropiado como una incapacidad para pensar. Las capacidades de nuestro hijo/a para comunicar sus pensamientos internos no siempre es fácil o posible, pero tiene pensamientos, emociones y deseos como cualquier otro/a niño/a.

IV) Priorizen los sentimientos de seguridad de nuestros hijos en las relaciones como una condición necesaria para el aprendizaje. Es más difícil para nuestro/a hijo/a sentirse seguro/a porque no puede comunicar fácilmente sus necesidades. Ayúdelo/a a sentirse seguro/a, amado/a y respetado/a.

V) Comprendan la diferencia crítica entre la mala conducta intencional y los intentos de nuestro/a hijo/a para comunicar angustia. (Pueden verse igual desde el exterior). Las conductas de nuestro/a hijo/a, que pueden parecer negativa, son reacciones de estrés, reacciones de “lucha o huida”, no actos agresivos.

VI) Consideren las implicaciones de salud mental de cada plan o estrategia de intervención conductual para nuestro/a hijo/a. Nuestro/a hijo/a siente tristeza, vergüenza y enfado como cualquier otro/a niño/a. Tenga en cuenta sus emociones al crear planes educativos y terapeúticos.

VII) Consulten con nosotros, sus padres, antes de tratar de “normalizar” las conductas. Algunos de los comportamientos de nuestro/a hijo/a lo/la ayudan a sentirse más tranquilo/a. Si no están perturbando a los demás, no les quiten las conductas sin hablar primero con nosotros. Esto puede tener un impacto en su desarrollo de autoconfianza.

VIII) Trabajen desde las fortalezas, intereses naturales y motivación de nuestro/a hijo/a. Nuestro/a hijo/a, como todos los niños, aprende mejor cuando está comprometido e interesado en el proceso. Por favor, incorporen sus intereses naturales en sus sesiones de educación y terapia.

IX) Ciertas experiencias sensoriales pueden ser difíciles para nuestro/a hijo/a. Obtengan asistencia de un experto en integración sensorial-motora (generalmente un terapeuta ocupacional o fisioterapeuta) para asegurarse de que los objetivos de la terapia se adapten al perfil de procesamiento sensorial de nuestro/a hijo/a. Cuando se toma en cuenta y se adapta, nuestro/a hijo/a está más satisfecho y aprende mejor.

X) Continúe subiendo el nivel y espere tanto de nuestro/a hijo/a como lo haría con cualquier otro niño. Tenemos la misma esperanza que todos los padres: que nuestro/a hijo/a sea feliz, sano y viva al máximo potencial. Ustedes son esenciales para que esto suceda.

Fuente: Delahooke, M. (2014). Ten Things to Ask of Professionals Working with Your Special Needs Child. Mona’s Blog. Recuperado de (https://www.monadelahooke.com/ten-things-to-ask-of-professionals-working-with-your-special-needs-child/). Traducido por Maximiliano Bravo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s