Espectro Autista e Inclusión Laboral: 25 Consejos para los Empleadores

La concienciación respecto al Espectro Autista ha hecho que los empleadores empiecen a mostrar mayor sensibilidad hacia las necesidades de sus empleados diagnosticados con dicha condición. Ha aumentado la cantidad de empleadores que saben cómo planificar una entrevista de trabajo con un/a candidato/a en el Espectro Autista y también cómo crear un entorno laboral adecuado para ellos. A medida que crece la concienciación, también crece el número de empleadores que reconocen los aportes de sus empleados en el Espectro Autista y algunos podrían incluso ofrecerles entrenamiento laboral especial para ayudar a aquellos empleados para adaptarse mejor al entorno laboral.

Las dificultades sociales y comunicativas inherentes de las personas en el Espectro Autista crean obstáculos durante la búsqueda de trabajo y mantener un empleo en el largo plazo.

Dificultades sociales y comunicativas recurrentes que pueden afectar el desempeño laboral de un/a empleado/a en el Espectro Autista:

  • Problemas de procesamiento sensorial (por ejemplo, responde de manera inusual a ciertas vistas, sonidos, aromas o sabores)
  • Comportamiento repetitivo y obsesivo (por ejemplo, balanceo hacia adelante y hacia atrás o aletear las mano)
  • Problemas para entender las emociones de los demás, y como resultado, pueden reaccionar inapropiadamente
  • Necesita una rutina estructurada y pueden pueden extremadamente molestos por los cambios de rutina
  • Puede que les cueste trabajar bien con otros
  • Dificultades para entender las instrucciones verbales
  • Dificultades para seguir una conversación en dos sentidos

Algunos de esos síntomas podrían causar numerosos malentendidos con sus colegas y complicar las cosas para los empleados en el Espectro Autistaen cuanto a encajar en su entorno laboral. Aquí hay 25 consejos para los empleadores que están considerando contratar – o ya han contratado – a personas en el Espectro Autista:

  1. Ajuste tu proceso de evaluación. Durante la entrevista, ten en mente de que el “lenguaje corporal positivo” y “señales no verbales” que podrías esperar lo más probable que produzcan un choque expectativas respecto al lenguaje corporal y no verbal que acostumbra utilizar una persona en el Espectro Autista.
  2.  Las rasgos característicos de una persona en el Espectro Autista deberían ser permitidos, no reprimidos. Ofrezca alternativas según la situación (Ej: Dar la opción de comunicarse por correo electrónico en vez de comunicarse cara a cara).
  3. Las personas en el Espectro Autista pueden desempeñarse muy bien en trabajos que centrados en hechos o lógica (por ejemplo, informática, diseño de software, ingeniería, investigación y matemáticas).
  4. Sea muy preciso respecto a la descripción laboral. Un/a candidato/a en el Espectro Autista tiene altas probabilidades de entender palabras y frases de forma muy literal.
  5. Muchas personas en el Espectro Autista demuestran un deseo de ayudar a los demás – pero también tienen dificultades en cuanto a sus habilidades sociales. Por lo tanto,  podría ser una buena opción asignarle a una persona en el Espectro Autista una tarea donde él o ella pueda asistir a otros “indirectamente” (no cara a cara). Un ejemplo sería entregar suministros.
  6. A causa de su fuerte sentido de justicia, los trabajos donde se requiera honestidad e integridad son una muy buena opción (Ej: Depositar dinero, anotar cheques para la compañía).
  7. No obligues a tus empleados en el Espectro Autista a participar en eventos o reuniones sociales sin que ellos primero den pleno consentimiento.
  8. No obligues a tus empleados en el Espectro Autista a participar en ejercicios innecesarios de trabajo en equipo que no aportan nada a hacer las cosas bien.
  9. Recurra a experiencias compartidas. Acepte consejos de parte de grupos de apoyo y escuche a todas las partes involucradas durante el proceso de reclutamiento y más allá, incluyendo terapeutas y propio empleado/a en el Espectro Autista.
  10. Asegúrate que tu empleado/a en el Espectro Autista tenga un “defensor”. Un supervisor inmediato probablemente no sea la mejor opción, porque su estilo administrativo podría causar tensión con asumir la responsabilidad de prestar los apoyos necesarios.
  11. Para instrucciones con múltiples pasos, dale a tu empleado/a en el Espectro Autista una lista clara con los pasos a seguir … o, si tiene problemas para ver cómo se relacionan todos los pasos entre ellos, trate cada uno como una tarea separada.
  12. Las personas en el Espectro Autista no siempre entienden bien las preguntas abiertas. Así que en lugar de decir: “¿Qué tarea de trabajo le gustaría hacer hoy?” … decir “Tenemos estas tres tareas que hay que hacer (luego especificar lo que son), ¿qué le gustaría hacer?”
  13. Una persona en el Espectro Autista podría demorarse mucho tiempo  instalarse en el lugar de trabajo, por lo que si se trata de un trabajo en un entorno profesional de alta potencia o en un nivel más administrativo o profesional. En consecuencia, las reacciones iniciales de los compañeros de trabajo y los gerentes influirán mucho en su percepción la experiencia funcionará o no. Por lo tanto, es imperativo asumir un rol de mentor para explicar la timidez y/o reticencia del empleado diagnosticado con Espectro Autista respecto al contacto social con los demás.
  14. Es beneficioso que las personas en el Espectro Autista tenga a alguien a quien acudir en busca de consejos y respuestas si él o ella piensa que algo en el trabajo está o no está bien.
  15. Entiende que los escenarios hipotéticos, muy utilizados por los entrevistadores como una forma de probar las habilidades de resolución de problema de los candidatos, tienen pocas probabilidades de sacar a la superficie lo mejor de una persona en el Espectro Autista, porque la mayoría no son muy buenas proyectándose en situaciones imaginarias.
  16. Entienda que la mayoría de los empleados en el Espectro Autista trabajan mejor solos. Por lo tanto, si hay una asignación de trabajo que no requiere de extenso trabajo en equipo, que podría ser más adecuado para el empleado en el Espectro Autista. Considera tareas donde el empleado en el Espectro Autista pueda trabajar individualmente, en vez de trabajar en equipo.
  17. Haga ajustes razonables. Si la persona en el Espectro Autista es hipersensible a las luces brillantes de la oficina, charlas informales o prefiere trabajar dentro de su casa, haga lo que pueda.
  18. Establezca revisiones regulares de rendimiento. Incluso si las cosas van bien, revise regularmente el progreso de su empleado/a en el Espectro Autista. Esto es crucial si hay cambios en el comportamiento del empleado/a en el Espectro Autista. Si es así, averigüe por qué está ocurriendo el cambio de comportamiento, y considere lo que se puede hacer para ayudar.
  19. La mayoría de los empleados en el Espectro Autista tienen menos probabilidades de sentirse aburridos con tareas repetitivas desde que se sienten cómodos con las rutinas. Entonces ellos podrían ser muy capaces de manejar los trabajos repetitivos que requieren atención al detalle.
  20. Las personas en el Espectro Autista tienen más probabilidades de ser víctimas de acoso laboral. Por ejemplo, algunos asumen que lo que el supervisor les dice es verdad, por lo que no lo cuestionan, lo que hace que sea muy fácil para un supervisor abusar de ellos. Por lo tanto, podría resultar beneficioso para los empleados en el Espectro Autista saber las bases de las leyes laborales, de modo que si un supervisor le dice algo diferente, él o ella entenderá mejor la situación.
  21. Responder pedidos telefónicos o hacer encuestas podrían ser una buena opción para las personas en el Espectro Autista porque son actividades guionizadas y no requieren mucha interacción cara a cara. Si algo así está disponible – considérelo.
  22. Los empleados en el Espectro Autista deberían tener asignado un mentor, y deberían haber capacitaciones para el resto de los empleados que trabajarán con la persona en el Espectro Autista. Si les dan oportunidad, las habilidades analíticas de alto nivel de las personas en el Espectro Autista pueden darle a la compañía donde trabajan una estupenda ventaja comparativa.
  23. Piense en la política de reclutamiento. Los típicos avisos laborales y procesos de selección tienen pocas probabilidades de estimular a una persona en el Espectro Autista postular a las ofertas donde está más calificado. Por ejemplo, examine el énfasis puesto en habilidades comunicativas. ¿La posición realmente necesita esas habilidades?
  24. Entienda que algunas personas en el Espectro Autista pueden ser muy llevados a sus ideas en cuanto a cómo se hacen las cosas, y como resultado, podrían poner en duda todo los que dice el supervisor.
  25. Por último, pero no menos importante, recuerde que cada persona en el Espectro Autista es única, entonces los consejos de esta lista no son “talla única para todos”. Todas las personas en el Espectro Autista tienen sus propias necesidades y potencialidades,  y algunos se adaptarán bien en el lugar de trabajo con pequeñas intervenciones.. Las compañías necesitan mayor concienciación respecto a la condición, porque las personas en el Espectro Autista pueden, quieren y necesitan trabajar. Y es responsabilidad de las compañías darles una oportunidad.

Fuente: Hutten, M. (2011). Aspies in the Workplace: 25 Tips for Employers. MyAspergersChild.com. Recuperado de (http://www.myaspergerschild.com/2011/01/aspies-in-workplace-25-tips-for.html). Traducido por Maximiliano Bravo.

Un comentario sobre “Espectro Autista e Inclusión Laboral: 25 Consejos para los Empleadores

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s